¿Cómo adaptar tu CV para los ATS?

¿Cómo adaptar tu CV para los ATS?

Desde HRCS hemos querido ofrecer la información necesaria para que podáis adaptar vuestro currículum vitae para los ATS, ya que es una tendencia actual. Por ello, hemos especificado cada detalle clave para obtener resultados eficientes.  

¿Qué son los ATS?

Un ATS (Applicant Tracking Systems), o lo que traducido sería un Sistema de Seguimiento de Candidatos, es un software encargado de leer y gestionar los CVs, realizando una criba automática para una selección más eficaz, ayudando así a los/as técnicos/as de Recursos Humanos a acelerar los procesos de selección de personal

Por ello, para que la lectura de tu CV sea óptima, debes organizar la información en una sola columna, verticalmente, para que al procesar la información, los datos no se vean alterados o se mezclen.

¿Cómo organizar la información de mi CV?

El primer cuadro de texto se debe focalizar en tus datos personales, teniendo en cuenta la necesidad de ser conciso/a, y no añadir información innecesaria, tal como el DNI o el estado civil. Información como tu nombre completo, teléfono, correo electrónico y dirección, será suficiente. Si lo ves conveniente, puedes añadir el enlace a tu perfil de LinkedIn

Es recomendable añadir un extracto donde, de manera breve, expliques tu trayectoria. Cabe destacar que el uso de las palabras clave dentro de este cuadro de texto serán imprescindibles para que, durante la lectura, se asocie tu CV a los requisitos para la oferta de empleo.

Para la experiencia, será imprescindible introducir el nombre de la empresa, especificando la duración en esta de manera redactada (enero del 2006), el puesto y las funciones realizadas. En caso de utilizar la barra media, acuérdate de dejar un espacio antes y después de esta, tal y como puedes observar en el ejemplo de cv que hemos realizado.

Dentro del apartado de formación podrás emplear el mismo formato que el empleado para la experiencia, sin incluir funciones o descripciones.

3 tips que no debes olvidar

Para finalizar, quédate con estos 3 tips a tener en cuenta, que son casi igual de importantes que la organización del contenido:

No uses palabras clave únicamente, ya que tu CV será revisado posteriormente por un/a reclutador/a una vez que pases la primera fase. Por ello, no detalles la información excesivamente resumida. 

Revisa la ortografía, teniendo en cuenta que si las palabras claves que incluíste están mal redactadas, no serán leídas por los ATS. 

Por último, no olvides adaptar tu CV a la oferta, organizando la información y las keywords en función de esta.

Para que cuentes con un ejemplo orientativo de manera más visual, desde HRCS hemos realizado un ejemplo de CV para los ATS:

Si quieres conocer más consejos para afrontar con éxito una entrevista de trabajo, no te pierdas los reels de nuestra cuenta de Instagram @hrcs.group ¿A qué esperas para seguirnos?